Archive for the 'Rugby' Category

HSBC Series 2012-13: Dubai. Una de cal y otra de arena

Sevens de Dubai.

Después del agridulce resultado de España masculino en Gold Coast (novenos, ganando la Bowl pero teniendo malos resultados ante equipos teóricamente inferiores), llegaba el momento de dar el golpe en la mesa. Dubai, el torneo más importante de la primera mitad de la temporada, ya que además de jugarse el torneo masculino, se jugaba la primera serie de la primera edición de las series mundiales femeninas. Pero de eso hablaré más tarde.

El grupo de España no era muy difícil. Estaba Fiji, sí, un equipo al que difícilmente España ganará jamás, siendo sinceros. Pero estaban Kenia y Escocia. Dos equipos a los cuales España debería, por tradición, nivel y expectativas, ganar. Con Kenia ya perdió en Gold Coast y sería el segundo partido de la mañana el que decidiría cómo evolucionaba el grupo, una vez España perdió 14-0 con Fiji y Kenia ganó 12-5 a Escocia con alguna dificultad más de la esperada. Además, Fiji ganaba cómodamente a Escocia justo antes. El que ganara, sería seguramente segundo y el que perdiera, tercero.

Y España perdió. Solo 7-10, pero éste resultado le condenaba a jugar los QF de Bowl. Además, dando gracias, pues Kenia podía haber ensayado en la primera mitad y ponerse por delante. Falta de apoyos en rucks de ataque y de defensa, así como muchos golpes dados en los rucks y errores en la melée, huecos en defensa y nada de balance defensivo al romper un keniano la línea… Los problemas típicos de jugadores que han estado jugando XV las últimas semanas, y es que varios españoles estuvieron jugando los tests de otoño con el XV, contra Namibia y Zimbabwe en casa de los primeros. Quizá no la mejor decisión de cara al Sevens…

Además, se ha notado mucho el avance táctico de Kenia gracias a su entrenador Mike Friday, antiguo seleccionador inglés. Muchos equipos de Sevens están utilizando la táctica proveniente del Rugby League de defender formando un maul alrededor del portador de balón en campo abierto para producir un robo de balón al no poder jugarlo el otro equipo y señalarse melée para el equipo que no llevaba el oval. A España le pillaron de novatos y se lo hicieron varias veces, y en Sevens perder un balón es perder muchas opciones de ganar. Detalle muy importante que no e mejoró en todo el campeonato… ni el siguiente.

dL8RW.png
4 kenianos agarran a Martín Heredia. Facundo Lavino (no se ve) intenta quitar de en medio a un keniano. Al estar en contacto el portador del oval (con los pies en el suelo) y un jugador de cada equipo más, no se produce un placaje, sino un maul. Todos pueden agarrar el oval. En caso de que el grupo no avance o el balón no esté disponible para ser jugado, habrá una melée con introducción por parte del equipo que no lo tenía en posesión.

0-5 al descanso y nada más volver del descanso, ensayo de Ignacio Martín en la esquina. ¡¡Y el propio Ignacio lo convierte!! 7-5. Pero sería un espejismo. España no sería capaz de mantener el oval, perdiéndolo en un ruck en 22 contraria y volvería Kenia a ensayar después de una carrera de 80 metros. 5-10. España tendría otra opción de tener el oval a falta de 1:40, pero una touche mal lanzada (otro problema de no jugar sevens…) llevaría a una posesión de Kenia en la que casi ensayan. Sólo la buena defensa de Poggi evitó en ensayo. Pero en la siguiente jugada, otra vez lo keniano formaron un maul defensivo con ¡¡5 jugadores!! y acabó el partido.

Sólo quedaba pensar en scar un buen sabor de boca contra Escocia y pensar en el siguiente día… y no empezó bien la cosa. Al cabo de 2 minutos Escocia ya ganaba 0-7 yéndose de 4 placajes el ala. Daba igual, pero qué menos que competir e intentar quedar terceros para jugar contra un cuarto clasificado… No es hasta la segunda mitad que los escoceses se vienen abajo y gracias a una jugada de Pedro Martín yéndose de vario placajes, España empata. En lo que queda, España dominando en campo, pero sin conseguir ensayar y con un par de buenas jugadas en defensa que libran de recibir el ensayo con carrera larga. Pasan los minutos y suena la bocina con empate y España en posesión en campo contrario, por lo que sigue sigue atacando buscando puntuar. Se dedican a pasar el oval buscando el hueco y al final, casi dos minutos fuera de tiempo, un contrapié de Javier Carrión da lugar al ensayo de la victoria.

Al día siguiente tocaba madrugar y jugar el primer partido de cuartos. Estados Unidos, equipo al que en los dos enfrentamientos anteirores España había ganado siempre. Éstos cuentan actualmente con Carlin Isles, un joven velocista al que le enseñaron el rugby y vio el cielo abierto. Un tipo capaz de correr lso 100m en menos de 10.3 y lso 60 en 6.65. El partido no empezaba mal para España, con posesión del oval y consiguiendo anotar por medio de Pedro Martín tras un golpe sacado rápido en una buena defensa del ruck. Pero ya. A partir de ahí Estados Unidos mantiene la posesión y cuando rompió fácil la línea, ensayaba. Al descanso se llegó con un 5-14.

t9Zpn.png
Una estadística demoledora

Difícil, pero no imposible. A la vuelta del descanso, partido mucho más parado y trabado. Ninguno de los dos equipos quiere perder el oval ni conceder un ensayo. A falta de tres minutos, Marcos Poggi ensaya bajo palos tras un buen par de pases y poco de suerte arbitral (uno de los pases podría haber sido adelantado). 12-14 y dos posibilidades más de ensayar en lo que quedaba de partido, pero ambas veces España se fue a la esquina y perdió el oval en adelantados o golpes. Con un poquito más de apoyo más rápido… Partido perdido y semifinales de Shield. A pelear del 13º al 16º puesto.

Y en semis contra Rusia. El equipo invitado de estas series y al que se le debería ganar dando un buen golpe en la mesa. Pues no. La primera en la frente. Al cabo de un minuto, 0-7. Y la segunda también. Al cabo de 3 minutos 0-12. Contra el teórico peor equipo del equipo luchando en la peor de las eliminatorias y perdiendo de dos ensayos nada más comenzar. Ambos ensayos igual, mala defensa y los rusos rompen la línea muy fácil.

En el saque de reanudación, Pedro Martín se lleva un placaje que bien podría haber sido alto, haciéndole daño en el cuello, pero se repone y hace ésta genialidad de ensayo.

7-12 y ya llueve menos, sobre todo por la recuperación del propio jugador. Pero no todo podía ser de color de rosa. España concede un golpe 15 segundos antes de que suena la bocina. Jugada muy larga de Rusia, con golpes a favor. España consigue robar el oval en 22 propia… y en vez de lanzarla fuera, juegan a la mano. Resultado: la pierden en un pase y Rusia ensaya cerca de palos. 7-19 al descanso y una sensación de parecer jugadores novatos.

Las palabras de Tiki en el descanso son muy claras con el nivel mostrado:

No puedo acabar con un placaje yo en el suelo y el tío de pie. Si no arreglamos esto lo tenemos muy jodido, la verdad.

Es imposible jugar a esto sin el balón. Como no guardes la puta bola… de verdad, es fundamental.

Tenemos 7 minutos. Queiro una cosa que si os quiero ver. Quiero ver ahora en esta 2a parte un equipo con hambre y con ganas de remontar el partido. Lo conseguiremos o no, pero quiero verlo.

Y España remontó el vuelo. No habían pasado ni 10 segundos Ignacio Martín ensaya tras robar el saque Javier Canosa. El propio Ignacio convierte el pateo. 14-19. Menos mal. Y se nota la diferencia en ganas. España lucha los ovales abiertos, hay más apoyos y antes del minuto 2 España está por delante en el marcador con otra gran carrera de Pedro Martín. 21-19, 4:30 minutos por jugar. A partir de ahí se traba todo, llegan los nervios y el no querer perder el oval ni dejar atravesar la línea. Buenas defensas Españolas haciendo muy buen balance defensivo y Matías Tudela salva un ensayo ruso a dos metros de la línea y consigue ganar un golpe. España patea, touche… y se pierde con un golpe franco el oval por jugar mal la touche. Rusia aprovecha para hacer una jugada rápida abriendo al ala y a falta de un minuto, se ponen otra vez por delante, 21-24, a pesar del intento de Javier Carrión de sacar fuera el ruso con una placaje. Contra las cuerdas, sin opción de equivocarse. Se recibe el saque y una gran carrera por la banda de Jakie Carter da lugar al ensayo de la victoria. 26-24. Por los pelos, porque todavía queda el saque de centro, en el cual Martín Heredia hace una maravilla. El botepronto bota 20 metros hacia delante, pero a escasos 40 centímetros de la línea. Los rusos no son capaces de agarrarla, creyendo que iba a salir directa y mientras el oval sale fuera suena la bocina que da por finalizado el partido. Pero España tiene que hacer el saque porque el asistente dice que sí que ha sido tocada por un ruso y el árbitro que sí que da tiempo. España saca, gana el oval y salen corriendo fuera del campo. De milagro.

Final de la Shield, contra Inglaterra. Una Inglaterra que no es la misma que en Port Elizabeth, pues ha convocado a nuevos jugadores por las lesiones que allí se produjeron. Una Inglaterra que no tiene en España un rival a su altura. 5-26 es un resultado suficientemente contundente y claro como para narrarlo, a pesar de que España consiguió el primer ensayo del partido por parte de Pedro Martín en una jugada algo alocada. Pero después de eso, poco más que reseñar.

En cuanto al resto de equipos, empezaron a aparecer las sopresas. Portugal ganó a Sudáfrica y a Inglaterra, pasando a la Copa. Canadá empató con Australia y ganó a Francia, qeu unido a la victoria de les bleus sobre lso Aussies supuso que los del hemisferio sur tuvieran qeu jugar en las eliminatorias de consolación, para perder en ellas contra Ecocia y luego Inglaterra. Gales también pasó a cuartos de Cup a costa de Argentina y derrotó a Fiji. Kenia siguió sorprendiendo a propios y extraños y acabó tercera (aunque enfrentándose a Canadá en cuartos de Copa y perdiendo luego con Nueva Zelanda en semis), al ganarle a Francia el tercer y cuarto puesto (que venía de ganar a Fiji en cuartos de final). En la final Samoa venció no sin dificultades a Nueva Zelanda.

La clasificación final:
Samoa
Nueva Zelanda
Kenia
Francia
Gales
Canadá
Fiji
Portugal
Argentina
Sudáfrica
Escocia
Estados Unidos
Inglaterra
España
Australia
Rusia

Esto en la masculina. Vamos con la femenina que ahí si que ha habido buenas noticias.

En Dubai se ha celebrado la primera ronda de las Series Mundiales femeninas. Serán 4 (Dubai, Houston, Guangzhou y Amsterdam), hay 6 equipos core (Australia, Canadá, Estados Unidos, Holanda, Inglaterra y Nueva Zelanda ) y se disputan entre 12 equipos cada ronda, tres grupos de cuatro. Los dos mejores de cada grupo de junto con los dos mejores segundos pasan a cuartos de final de Cup y los otros cuatro juegan una Bowl.

Los grupos eran:

A: Inglaterra, Sudáfrica, España y Brasil.
B: Nueva Zelanda, Canada, Rusia y China.
C: Australia, Estados Unidos, Holanda y Francia.

A priori un grupo sencillo al ser solo uno de los equipos core, pero nada lejos de la realidad. Sudáfrica es un gran equipo… ¡¡como que acabaron segundas del torneo!! Cabe recordar que las licencias de equipo core en las Series de Sevens femenino se han dado más por compromiso económico que deportivo. Algo normal, todo sea dicho de paso. Si no hay apoyo económico federativo, por muy prometedor que sea el equipo ahora, no van a ser capaces de mejorar de cara a Rio 2016.

Como digo, España tenía un grupo que, siendo a priori fácil, era en realidad muy difícil. Tras quitarse los nervios con una paliza a Brasil (19-0), tocaba la verdadera piedra de toque, Sudáfrica.Y a bien que la tocaron. Lo justo, pero la tocaron. 5-0. Un sólo ensayo sin convertir conseguido por Elizabeth Martínez mediada la segunda mitad dio la victoria a España. Puede verse en el resumen de las mejores jugadas del torneo aquí. Pero dos victorias no garantizan pasar de ronda. Más cuando Sudáfrica había ganado a Inglaterra y quedaba por jugar contra éstas. Aunque a decir verdad, en el momento de saltar al campo no se sabían clasificadas, pero sí que podrían haberlo sabido en el descanso, que aún perdiendo estarían clasificadas. Las holandesas y australianas habían hecho el regalo de ganar a las estadounidenses que quedaban terceras de grupo con una victoria.

Al final, España perdió con Inglaterra de 10 tantos (17-7 tras llegar empatadas 7-7 al descanso, pero se notó el cansancio en la segunda mitad), qeu unidos a la victoria por 15 de Sudáfrica sobre Inglaterra condenaba a España a la tercera plaza… y a jugar contra un primero de grupo.

Pero ahí que llego al fortuna. El primero de grupo que le tocó a España fue el segundo mejor primero: Rusia. Sí, Rusia. Que aprovechándose de los dos tropiezos en forma de empate de Nueva Zelanda (contra la propia Rusia y Canadá) acabó primera. Y claro, Rusia no fue rival para España. Bueno, un poco sí, pero el saber hacer de las españolas les dio el partido por 7-5 con un ensayo de Ángela del Pan convertido por Patricia García. Se pueden ver ambas jugadas en éste vídeo resumen del segundo día.

¡¡Semifinales!!

Y contra unas viejas conocidas, las mismas sudafricanas qeu el día anterior habían ganado por 5-0. El partido no iba a ser lo mismo, pero es que además, se puso de cara. Dos ensayos (Elizabeth Martínez y Julia Plà de forma acrobática) con muy buen juego a la mano y sacando golpes de castigo al poco de comenzar dieron a España una ventaja de 10-0 que parecía augurar mucho bueno.

Pero las sudafricanas respondieron con otros dos ensayos convertidos con largas carreras y al descanso se llegó con un 10-14 que ya no era tan bonito. Lástima porque el segundo llegó una vez había sonado la bocina y después de perder dos veces el oval en ese espacio de tiempo.

La segunda mitad no comenzó mal, con un ensayo de Irene Schiavon convertido por Patricia García, daba una corta ventaja por 17-14. Pero otra carrera de Zenay Jordaan al recoger la patada de reanudación puso el definitivo 17-19. Durante los últimos 2 minutos las españolas intentaron por todos los medios anotar tantos, pero no fue posible. La defensa sudafricana aguantó y acabó forzando un pase adelantado español (único error de España hasta el momento en todo el partido, qeu durante el torneo apenas cometió golpes de castigo u otros errores técnicos).

Bueno, quedaba el tercer y cuarto puesto contra Australia. Un partido mucho más cómodo, en el que a pesar de recibir un tempranero ensayo en contra España se repuso muy bien. 5-10 a descanso (Elizabeth Martínez y Ángela del Pan) y 5-17 con ensayo final de Elizabeth Martínez

f396705a3bc711e2ab5722000a1f9684_7.jpg

En la final, una Nueva Zelanda desbocada no encontró rival en Sudáfrica.

Las mejroes jugadas del torneo, día 1 y día 2.

La clasificación final:

ekRDP.png

HSBC Series 2012-13: Gold Coast. Sensaciones encontradas para España

Ya ha acabado la primera cita del Sevens de esta temporada. Gold Coast, Australia.

Ha ganado Fiji a Nueva Zelanda la final, con Sudáfrica tercera ganando a la inesperada Kenia en el partido por la tercera plaza.

La actuación de España… extraña, en mi opinión. Un muy mal primer día, en el que se pierden los tres partidos. Con Samoa de forma normal. Ante Inglaterra en el último minuto por errores propios, pues Feijóo intenta conseguir un ensayo pateando y siguiendo el oval en vez de aguantarlo 30 segundos pues había posibilidad de ayuda, pero le da la posesión a Inglaterra con un mark, sacan, rompen la linea y ensayan para ganar. Luego, sin opciones de clasificarse, se pierde contra Kenia, un equipo que ha empezado muy fuerte, como ya demostró en los torneos amistosos previos. Kenia, a su vez, había empatado con Inglaterra, por lo que acabaron siendo segundos de grupos.

Tampoco el resultado era muy malo, pues con el sistema de grupos y segunda fase, España es normal que España quede entre los dos últimos de grupo. Hay que ser realistas. Claro, que en la segunda fase sí que hay que dar el callo. En este caso, al quedar últimos, pues tocaba un cruce algo más difícil, en teoría, pero tampoco mucho pues el cruce era contra los perdedores del grupo de Australia, Fiji, Escocia y Tonga. Que claramente iban a ser Escocia y Tonga, dos equipos de nivel inferior a España. Y así lo demostraron en los cuartos de final ante Tonga (equipo que no se clasificó para ser parte de los 15 equipos core y era el invitado en esta cita) con un claro 24-7.

El siguiente escollo, Gales, a quien España ya derrotó el año pasado en Londres. El partido muy ajustado, ambos equipos ensayando y cometiendo errores en el placaje en la linea que permitían ensayos del contrario muy fáciles tras carreras largas. Al descanso, empate a 12. Nada más volver, España roba el balón en la patada de reinició y al cabo de 20 segundos, ensayo de Pablo Feijóo tras romper Ignacio Martín la linea galesa. En la siguiente patada de reinicio, España vuelve a robar el oval, pero un error de un balón adelantado le da el oval a los galeses que ensayan en la esquina aprovechando el desajuste de la linea. 19-17 para España y quedan todavía casi 4 minutos. La presión de España en el ruck consigue un golpe de castigo por retenido y Pedro Martin hace esta genialidad:

17-26, qudan 2 minutos de aguantar el oval intentando avanzar y defender fuerte si se pierde. Suena la bocina y a pesar de ello, España sigue defendiendo duro. Podrían haber pasado y recibir un ensayo, pues daba igual, ganaban por más de 7, pero siguieron defendiendo durante un minuto y no lo concedieron, a pesar de estar dentro de 22 propia. A la final de la Bowl… contra Inglaterra.

En la final, mismo partido que en el grupo, pero con la diferencia que Inglaterra tenía varios lesionados. No es restar méritos ni decir que el partido era más fácil o difícil para unos u otros. El Sevens es así. Son 5 ó 6 partidos en dos días. Las lesiones están a la orden del día y hay que rotar a los jugadores para que lleguen suficientemente descansados al final del último día como para poder disputar los partidos importantes. El partido se prometía duro. Inglaterra herida en su orgullo por haber empatado con Kenia y perdido la opción de disputar las eliminatorias entre los 8 primeros y España queriendo gnar de una vez una final de la Bowl.

Partido con muchos fallos e imprecisiones en el juego abierto, pero en el que España acaba ensayando primero gracias a una gran jugada de Glenn Rolls y Pedro Martín. Sin embargo, en la siguiente jugada tras la reanudación, Inglaterra empata a 7 con un ensayo rápido en la esquina tras una serie de pases. Empate al descanso, pero a la vuelta, otra vez ensaya Inglaterra en un jugada larga, hilvanada al principio, pero luego a trompicones y con fortuna. En la esquina otra vez, y otra vez la conversión es válida, 14-7 y quedan 4:40, pero Ignacio Martín anota después de que Juan Cano rompa la línea y le de el oval en última instancia al ser placado a falta de 35 metros. Carrera de 50 metros, pase y otros 35 para anotar bajo palos. Empate a 14. España defiende muy bien (y hay un poco de suerte en un pase malo que hubiera sido ensayo inglés) roba y mantiene el oval lejos dela zona de ensayo propia, pero no consigue ensayar, pues la defensa inglesa lo impide. Prórroga. 5 minutos para que el que primero anote gane. Muerte súbita. Patada de reinicio inglesa, dos o tres fases y de repente Pablo Feijóo ve el hueco. Está dentro de 22 propia y corre hacia el intervalo del lado cerrado, pillando a más de media linea inglesa a contrapié, amaga dos pases con el mismo gesto técnico para que se abran aún más y corre todo lo que puede. Le acaban alcanzando en la otra 22, pero el apoyo llega mucho más rápido y mejor colocado que los defensores, oval abierto a Matías Tudela y ensayo entrando por la esquina.

España campeones de la Bowl por primera vez. El segundo mejor resultado de su historia.

gwQ5wl.jpg

Al final, sensaciones encontradas. España ha estado muy dura en defensa, pero ha permitido carreras al fallar en los placajes. La cantidad de errores en los rucks no ha sido muy grande, pero es necesario pulirlo si se quiere mejorar. En ataque ha sido de los equipos que más movían el oval, que más pases daba y que más posesión mantenía, pero eso no siempre se traducía en avance de metros. También ha sido de los equipos que menos miedo tenía en patear para ganar territorio, algo muy típico del XV pero que aquí no se hace tanto. Eso está bien siempre que haya apoyo del resto de jugadores para presionar al receptor del otro equipo pues, si no, es regalar un balón y muchos metros de avance sin problema.

Por último decir que, oficialmente, la IRB va a usar un sistema de ascensos y descensos para las Series Mundiales de Sevens.

Tras la penúltima cita (Glasgow), los tres peores clasificados de los equipos core se enfrentarán en un torneo a los aspirantes al ascenso. El torneo se jugará de forma paralela a la última cita de las series (Londres).

Actualmente la clasificación está así:

R8pz8.png

España debe aspirar éste año a mantenerse de forma cómoda. Estar entre el 9 y el 12, que es el espacio que les corresponde por calidad y aprovechar los bajones del resto para subir puestos en la clasificación. Aunque claro, habrá que esperar a la evolución de otros equipos. Inglaterra debe subir, Gales debería también, aunque dependen muy mucho de generaciones son actuales campeones del mundo, Kenia ha empezado muy fuerte, ¿bajarán o serán la alternativa africana a los Springboks? Francia el año pasado perdía de palizas y ahora está arriba, por lo que es una incógnita.

Rugby Sevens, camino a Rio’16

Rugby Sevens

O rugby a 7. O según algún purista, “la cosa esa que se inventa la IRB para sacar dinero y que no es rugby ni es ná”.

Ante todo, mucha calma. El rugby es un deporte antiguo, muy antiguo pero aunque no lo parezca, está en constante evolución. Constantes cambios en las reglas hacen que el deporte vaya cambiando, nueva tecnología se añade para mejorar el arbitraje, etc. Pero tiene un problema: entre partido y partido los médicos recomiendan un descanso mínimo de 4 días y típico de 6-7 días. La Copa del Mundo de Rugby dura 7 semanas. El rugby no cabe en los JJOO.

Pero la IRB (International Rugby Board) no es tonta. Sabe que los JJOO son el mayor escaparate deportivo mundial, el lugar donde dar una publicidad casi gratuita a un deporte. Así que dice, ¿y si intentamos entrar con la cosa esa que usamos para los chavales, los países en desarrollo, los torneos de final de temporada etc que llamamos Rugby a 7? Pues en esas estamos.

Se juega en el mismo campo y las reglas son esencialmente las mismas que el 15, pero el rugby a 7 difiere del rugby a 15 sólo en ciertos detalles, pero que cambian por completo la estrategia y el sistema de juego.

Para empezar, todo es más rápido: se juegan dos partes de siete minutos en vez de cuarenta. De esa manera un torneo se puede jugar sin mucho problema en dos días.

Por otro lado, al ser solo 7 jugadores, hay fases que son más pequeñas. Por ejemplo, la melée, scrum en el juego a 15 la forma 8 jugadores de cada equipo. En Sevens, solo 3:

football-scrum.jpg
Melée en rugby a 15

Alcacer-scrum.jpg
Melée en rugby a 7

Algo parecido ocurre con los saques de touche o lineouts (el saque de banda), en el qeu solo suele haber tres jugadores por equipo para recibir, contra los hasta 7 del rugby a 15:

500px-Lineout-EvW-2004.jpg
Lineout en rugby a 15

Richie+Vernon+USA+Sevens+Rugby+Tournament+k3zferly4lGl.jpg
Lineout en rugby a 7

Por último, algo muy significativo, es que todas las patadas a palos han de ser a botepronto, no con el balón parado en el suelo, para que sea más rápido todo. Una patada a botepronto (o dropkick) implica mayor dificultad y por tanto es más dificil pasarla entre palos. Por eso, apenas se patean a palos las infracciones y se busca acabar ensayando lo más centrado posible, para poder tener una patada fácil y no una escorada y fallar.

¿Qué implica esto? Pues que el objetivo del rugby a 7 no es como el 15 en el que se va ganando territorio y posición en el campo, sino que se busca mantener el oval la mayor cantidad posible de tiempo con pases para poder conseguir una superioridad y poder atravesar la línea de defensa, lo qeu proporciona vía libre hasta ensayar bajo palos. Obviamente no siempre se consigue. Otra opción muy usada es el intento de que el ala, con mucho espacio a su lado, consiga irse del último defensor:

brc183-3.gif

Mientras, el resto de juagdores seguirán de cerca para poder reciclar el oval y montar el ataque mviendo hacia el lado contrario

brc183-4.gif

Para saber más de las reglas, http://www.irblaws.com/ES/

THE PLAN. Éste es el plan estratégico de la IRB de cara a los JJOO de Rio para preparar el camino a un torneo olímpico excepcional.

Actualmente el Rugby Sevens es, desde el punto de vista del marketing, ingresos y publicidad, uno de los pilares de la IRB. Desde 1999 se ha creado una competición de selecciones masculinas estable, las Series Mundiales. Una serie de torneos de fin de semana a lo largo de todo el globo. A partir de esta temporada 2012/13 el número de equipos que forman el núcleo principal es de 15, Argentina, Australia, Canadá, Escocia, España, Estados Unidos, Fiji, Francia, Gales, Inglaterra, Kenia, Nueva Zelanda, Portugal, Samoa y Sudáfrica. De estos 15, 3 (Canadá, Portugal y España) consiguieron su ascenso el año pasado, con la ampliación de 12 a 15.

Este año habrá 10 torneos: Australia, Argentina, Dubai, Sudáfrica, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Hong Kong, Japón, Escocia e Inglaterra. Así, Todo empieza en Gold Coast a mediados de octubre para acabar con la Copa Mundial de Rugby Sevens en Rusia en junio.

El sistema de competición de un torneo de Rugby Sevens suele basarse en 16 equipos con cuatro grupos. Acabados los partidos de la fase de grupos, los dos primeros de cada grupo pasan a jugar un playoff y los dos últimos otro. Asimismo, los perdedores del primer partido de playoff no dejan de jugar, sino que siguen jugando otro playoff con los perdedores de su mismo playoff. De esta manera hay 4 competiciones:

Cup: Ganadores del primer partido de playoff entre los dos primeros clasificados de la ronda de grupos. Puestos 1-4

Plate: Perdedores del primer partido de playoff entre los dos primeros clasificados de la ronda de grupos. Puestos 5-7

Bowl: Ganadores del primer partido de playoff entre los dos últimos clasificados de la ronda de grupos. Puestos 9-11

Shield: Perdedores del primer partido de playoff entre los dos últimos clasificados de la ronda de grupos. Puestos 13-15

Según el puesto de cada equipo, se reciben puntos para la clasificación de las Series Mundiales. Desde 1 punto para los dos equipos que acaban decimoquintos hasta los 22 puntos que se lleva el ganador del torneo. Los puntos que se darán este año por posición se pueden ver aquí.

Como he dicho, esto es un torneo asentado y de reconocido prestigio. Es por ello que será la base de la clasificación para el torneo olímpico. Aunque no se es seguro que se cumpla, pues no es más que una recomendación, en el plan estratégico se anuncia lo siguiente:

The recommended qualification process is:
A. Men’s Qualification Process

• The Men’s Olympic qualification process will have three stages:

• Stage 1 – HSBC Sevens World Series
• Stage 2 – Regional Olympic Qualification Tournaments (ROQTs)
• Stage 3 – World Olympic Qualification Tournament (WOQT)

Four teams will qualify directly from the HSBC SWS into the Olympics based on Rankings achieved in the 2014/15 HSBC Sevens World Series

England, Scotland and Wales will participate in the HSBC SWS as individual countries (should they qualify as core teams) with the highest ranked team in the top four of the 2014/15 HSBC SWS rankings qualifying Great Britain into the Olympics. Should one of the countries fail to get a top four ranking then the GB countries will attempt to qualify through the Regional FIRA-AER tournament and subsequently the World Olympic Qualification Tournament

Six teams will qualify from Regional Olympic Qualification Tournaments to be held in 2015 with a quota of one team from each IRB Region securing direct qualification

Two teams will qualify from a final World Olympic Qualification Tournament which will be the final stage in the Olympic Qualification process and can take place any time up until two weeks prior to the Rio 2016 Games. The tournament could be a 12 or 16 team format.

• Teams will qualify into the World Olympic Qualification Tournament based on rankings achieved in their respective Regional Olympic Qualifications Tournaments with an agreed quota of places from each Region to be determined by the IRB

If the Host Country is given an automatic qualification place then only one team will qualify from the World Olympic Qualification Tournament

Es decir, los 4 mejores equipos de las Series Mundiales 2014/15 irán a Rio ’16. Si uno de esos equipos es Gales, Escocia o Inglaterra, entonces el equipo clasificado es Gran Bretaña. Habrá un equipo clasificado extra por cada continente IRB (Europa, Asia, África, Norteamérica, Oceanía, Sudamérica), que saldrá de un torneo a nivel continental. Por último, habrá un preolímpico para decidir una o dos plazas, en función de si Brasil obtiene una wildcard o no.

¿Qué significa todo esto? Pues que va a estar chungo clasificar. Pero que muy chungo.

El hecho de clasificar con este esquema complica mucho. De los 4 primeros puestos es casi seguro que dos van a ir a Oceanía, pues mínimo, de entre Nueva Zelanda, Fiji, Australia y Samoa habrá dos entre los cuatro primeros, si no tres. Luego estarán en la pomada Sudáfrica e Inglaterra. No es descabellado pensar que entre los cuatro primeros puestos estén 3 oceánicos y Sudáfrica. Y la tenemos montada en Europa.

Argentina clasificará por Sudamérica sin mucho problema. Japón lo haría por Asia y por África sería Kenia o Zimbabwe. En Norteamérica habría dura pugna entre EE. UU. y Canadá y el Oceanía, el cuarto en discordia no tendrá problemas en quitarse de enmedio a Tonga, Niuë, Islas Cook, etc. Pero ¿y Europa? Duro, muy duro. Incluso aunque Inglaterra clasificara entre los cuatro primeros hay un conjunto de equipos que son muy parejos: España, Rusia y Portugal se ganan entre sí semana sí, semana también. Pero faltan Francia e Irlanda, que en su deporte nacional tienen dejado de lado el rugby a 7. Francia tiene equipo, algo que no tiene Irlanda, pero de cara a Rio’16 vamos a ver como hacen.

Y para Europa solo habrá 4 puestos como máximo (uno por la clasificación anual, el de Europa y dos del preolímpico), pero podrían ser únicamente 2 (el de Europa y el del preolímpico si le dan a Brasil la wild card). Peor ojo, qeu esto no acaba y es tan fácil. Que en el preolímpico estará el perdedor entre EE. UU. y Canadá, estarán uno al menos entre Kenia y Zimbabwe, que compiten en Sevens mucho. No sabemos los planes de Irlanda y Francia y su nivel, pero es que estará Tonga casi seguto y quien sabe si de Oceanía solo van dos por clasificación anual y te encuentras a un Australia o Fiji.

Ahí es donde entran las siguiente dificultades y preguntas que todas las federaciones se están haciendo ahora mismo: ¿Debemos llevar jugadores experimentados en rugby 7 o debemos probar con jugadores de rugby 15 que puedan dar un salto de calidad? ¿Qué jugdores nos interesa más que vayan a los JJOO, los que juegan bien o los que dan publicidad al rugby 15? ¿Debemos probar con jugadores de rugby 15 en algún momento a ver como responden en el Sevens? ¿Podemos hacerlo si no les pagamos nosotros (rugby provincial como Irlanda o Nueva Zelanda) si no los clubes (Inglaterra y Francia)?

Esto en masculino. En femenino hay más esperanzas de clasificar. España tiene un equipo que suele dar buen nivel, pero se juega taaan poco a nivel internacional, que está todo cogido con alfileres ahora mismo. Se tiene que evaluar el resultado de la Copa del Mundo el verano que viene para ver cómo se hacen las cosas, si se consigue un torneo similar al masculino etc.

¿De donde sale el dinero? Ay, la madre del cordero. Hay países qeu han visto que el rugby sevens tiene futuro y que ellos tiene futuro y han dado dinero. La IRB lo sabe y lo potencia:

“To date, significant new investment has already been allocated to some Member Unions from NOCs and government agencies for men’s and women’s Sevens high performance programmes e.g. Brazil, Canada, Netherlands, Spain, Chile & China.”

Pero claro, si ese dinero que el COE da a la FER luego no lo ponen en el Sevens sino que se va a otras cosas, pues…

Aquí podéis ver como varios jugadores españoles, en vista de que para progresar tenían qeu aprender de los mejores, cogieron una maleta y de su dinero se pagaron un billete solo de ida a Fiji. A buscarse la vida. A entrenar en la playa con jugadores locales y a trabajar de lo que hiciera falta. Todo por amor a este deporte. Y la federación mirando para otro lado.

Rugby, ¿Union? ¿League? ¿15? ¿13? Qué es todo esto y como hemos llegado hasta aquí

Bueno, aunqeu tengo un poco abandonado esto queridos no-lectores, hoy vamos con una entrada informativa, educativa y algo hard sobre rugby, ese violento deporte del melón donde no se puede pasar hacia atrás y que por tanto no tiene sentido, como lo definen los neófitos a él.

Rugby School photo from Wikipedia La historia del rugby moderno comienza allá por el siglo XIX cuando a William Webb Ellis se le ocurrió coger con las manos un balón de fútbol y correr con ella en un partido en la Rugby School, en el centro mismo de Inglaterra. Por ser la época que era, cada escuela jugaba a todos los deportes con las reglas qeu les daba la gana, pero pasados unos años y tras la implantación del ferrocarril, se hizo posible qeu las escuelas pudientes jugaran partidos entre ellas. Debido a ésto, durante la segunda mitad del siglo XIX se escribieron las normas de algunos deportes en Inglaterra, siendo de las primeras de ellas la del Rugby (1845).

Todo iba bien. Los ingleses tenían un deporte propio más y se hacían hasta ligas de adultos y no solo entre colegios. En estas ligas participaba todo el que demostrara qeu era bueno, dando igual la condición social. Los jugadores del norte eran en su mayoría obreros (mineros, molineros, trabajadores de fábricas en muchos casos) y en el sur predominaban los profesionales liberales y la clase media burguesa. Mientras que los del sur tenían medios para vivir y el participar en los partidos no les suponía perjuicio, los trabajadores del norte para poder jugar requerían que les pagaran el dinero qeu perdían tanto por no trabajar ese día como por el viaje. Ello, unido a que no existían entrenamientos ni un conocimiento del estado de forma como ahora, los trabajadores eran mucho más fuertes y resistentes que los del sur (aunque no podían arriesgarse a lesionarse, pues perderían su trabajo en la mina). Pero los ingleses dirigentes son unos gentlemen y les va el rollo del amateurismo, y escudándose en ello se produjo el cisma en la década de 1890 (a pesar de que se había pagado a gente del sur o a selecciones completas).

En 1895 se crea en el norte de Inglaterra la Northern Rugby Football Union y en 1902 se unen algunos equipos de Yorkshire y Lancashire que faltaban. En 1922 se cambia de nombre y la NRFU pasa a ser la Rugby Football League, es decir, el deporte del Rugby League. En 1907 se adoptan unas reglas diferentes a las que tenían hasta el momento en el sur y que todavía perduran como seña identificable del deporte en comparación con el otro rugby:

  • 13 jugadores en lugar de 15
  • Una vez placado, el saque es libre. No se puede robar el oval
  • Por lo anterior, cada equipo puede recibir 5 placajes como máximo antes de anotar en una jugada (5 placajes, seis jugadas, el sexto placaje conlleva la pérdida de la posesión).
  • Forma de puntuación algo diferente

El rugby del sur, pasó a ser conocido como Rugby Union o Rugby a 15 y mantuvo su amateurismo (teórico qeu no en la práctica) hasta hace unos pocos años. Es el rugby que estamos acostumbrados a oír hablar en España y del qeu actualmente se está disputando la Copa del Mundo.

Además de en Inglaterra (y UK/GB en general), el rugby se practicaba y se sigue practicando en las colonias o excolonias británicas. En ellas no se dio el cisma que se dio en Inglaterra, pero sí se contaminaron de él, y actualmente existen competiciones tanto de Rugby League como de Rugby Union en Australia o Nueva Zelanda.

Uno de los aspectos más controvertidos son los placajes en rugby a 13. Éstos son realmente terribles y cada año bastantes jugadores quedan inconscientes durante los partidos o acaban con un par de costillas rotas. A veces incluso se llega a temer por la vida del placado o por posibles lesiones medulares. Sirva éste video como ejemplo de lo duros que son placajes de rugby league, donde se puede ver como se placa hombro contra pecho y a veces varios jugadores contra uno solo.

A decir verdad yo sólo he llegado a esuchar a un comentarista decir qeu su deporte es violento, y fue viendo la final del campeonato australiano de Rugby League, cuando un jugador que esperaba a recoger un balón pateado fue placado por dos jugadores que impactaron uno contra su pecho y otro con su antebrazo contra el cuello. El árbitro, tras ser ayudado por las imágenes de televisión decidió que el placaje había sido legal, aún cuando tuvo qeu salir en camilla inconsciente del terreno de juego.

Aun siendo dos deportes de origen común, el paso de los años les ha ido diferenciando cada vez más en el juego en general. El rugby league es un deporte mucho más físico que el union. El union es más táctico y las ventajas que se obtienen van más encaminadas al territorio: Cuanto más lejos esté el oval de tu propia línea de ensayo, mejor. En League lo qeu importa es la posesión, cuanto más tiempo tengas la posesión, más fácil será anotar. Esto deriva en que en union los jugadores son muy diferenciados, pudiendo haber altos y bajos, gordos y delgados, fuertes y, por qué no decirlo, algunos algo fofos, y todos con misiones diferentes y algunas tan específicas que llegan al punto de condicionar por normativa los jugadores qeu pueden o no estar en el banquillo y que sustituciones se pueden o no hacer por un jugador concreto. En league son jugadores más uniformes entre sí. Son fuertes, rápidos y más bien altos, pero no muy muy altos y todos pueden hacer casi de todo. No hay apenas posiciones específicas, aunqeu sí un pequeño reparto de tareas en aspectos como patear el oval.

Es por ello (y por la norma de los placajes) que el juego es mucho más rápido en league y los detractores del union hacen notar lo aburrido qeu puede llegar a ser un partido lleno de patadas, con muchas interrupciones (mención especial a las melées qeu se repiten varias veces), con pocos pases o carreras, muy embarullados, con muchos rucks y mauls y con una dificultad en las normas bastante mayor. Pero ambos tienen su belleza.

Ireeeeeeland

Ya está aqui!!!!

Polo oficial de Irlanda (marca Canterbury, ahí es nada) por apenas 50€ (37.50€ de coste, rebajado a la mitad original + 7.50€ de gastos de envío compartidos de Irlanda a España+ 5€ a mi casa). Su precio original son 75€ en Irlanda y 80-85€ aquí.

Con su publicidad bordada en la parte trasera del cuello… mmmmm

Mis inquietudes (I)

28/08/05 1:17 GMT+2 36º 39′ N 4º 33′ W

Leía el otro día a Valdis, hace tiempo a Cristina y ayer a los primeros que comentaron este blog hablar de lugares del Sur de la Tierra, y me dí cuenta de lo poco que sabemos del hemisferio sur aqui en el norte, verdad? Si no fuese por Latinoamérica, la cual tenemos todos los días en las noticias (aunque sólo en deporte y política) y porque de vez en cuando (a veces, muy, pero muy de vez en cuando) nos acordamos de África, el Hemisferio Sur podría terminar de convertirse en agua y apenas nos daríamos cuenta.

Pero aparte de estos sitios, ¿qué puede usted decirme de Oceanía? que diríase en un concurso de Misses. Pues siendo sinceros, de estos no nos acordamos nunca. Sabemos que existen, que están ahí, si hay un mundial o unos Juegos Olímpicos siempre hay un australiano o una australiana ganando una medalla. Son nuestras “antípodas” y aunque no sepamos lo qeu eso significa, lo decimos y nos quedamos tan panchos. Pues salgo del armario y lo reconozco. No me importaría haber nacido en Sydney, Melbourne o Auckland, o irme allí a trabajar allí como ingeniero. No sólo por poder ver paisajes como el inmenso interior australiano, o ver los lugares donde se filmaron las películas de Lord of the Rings (una de mis fascinaciones, aunqeu la historia de como conocí a Tolkien se merece un post a parte), o las bellísimas playas de los mares del sur. Gente cosmopolita, comprometida con el medio ambiente, con el deporte, un crisol de culturas, respetuosos consigo mismos y con el resto. Bellos paisajes intactos de contaminación de cualquier tipo, … Lo mismito que aquí en España, vamos.

Y además tienen el rugby. Aquél lector/a avispado/a ya habrá visto que el blog está salpicado por imágenes, links y comentarios de baloncesto. Y es cierto, es el deporte que más me gusta, pero el rugby, es diferente. Me encanta ese deporte donde después de chocarse, agarrarse, empujarse, tirarse al suelo, correr en busca de un balón en forma de huevo durante 80 minutos y acabar con los huesos molidos, los jugadores de los dos equipos se van a un pub a beber cerveza, a charlar como si fueran amigos de toda la vida y a servir copas a los aficionados que se pasen por el pub. Un deporte diferente, clásico, fuera de los grandes círculos comerciales en los qeu se mueven el resto de deportes, donde el sentimiento histórico-romántico está a flor de piel. Donde todavía Eire juega unida, donde se hacen giras cada cierto tiempo por otros países, y donde los jugadores más bravos se juntan (Barbarians) para jugar contra el equipo que esté de gira. Y no sólo eso, sino los cánticos tradicionales que impregnan el ambiente, los himnos oficiosos, bellísimos algunos que ponen la piel de gallina cuando se escucha a 50000 espectadores cantándo el Ireland Call en Lansdowne Road, el God Save the Queen en Twickenham, el Land of my fathers en el Millenium Stadiud de Cardiff o el Morfa Stadium de Swansea. Y si nos vamos al sur tenemos el Waltzing Mathilda en el Telstra Stadium o la haka maorí en Dunedin.

Y ¿a que viene todo esto? Bueno, no es sólo contar que me gusta el rugby, sino también darme a conocer, mis gustos, mis opiniones, poco a poco y de forma algo velada, ya qeu los exámenes de septiembre se acercan y poco tiempo hay, y es mucho más facil escribir así que pensar una profunda reflexión.

28/08/05 2:53 GMT+2 36º 39′ N 4º 33′ W

PS: En caso de quedarme en Europa no tendría problema alguno en irme a los paises nórdicos. La verdad, que sea de día o de noche me importa bien poco.