Monthly Archive for enero, 2006

Run & Gun & Gun & Gun & Gun


Conocido es por parte de algunos lectores mi pasión y admiración por las ideas de juego vistoso y de ataque de entrenadores como Don Nelson, Doug Moe o Paul Westphal. Bien. Para su desgracia no son más qeu meros aficionados comparados con el tipo de la foto de la derecha. Su nombre es David Arseneault y entrena a la modesta universidad de Grinnell de NCAA Division III. Sus ideas son simples a la par que muy suyas y le han llevado a ser considerado un revolucionario y a dar conferencias por todo el país. No siempre dan resultado, pero son, eso, revolucionarias y extremistas:

Lanzar más de 100 veces a canasta por partido.

Más de la mitad de los tiros han de ser triples.

Capturar la tercera parte de los rebotes que ocasionen tus tiros fallados

Forzar más de 30 pérdidas al rival mediante la presión a toda cancha

Lanzar 30 tiros o más qeu tu oponente.

y la mejor,

Que jueguen todos los jugadores. :)

Ésto último es muy fácil, ya qeu debido a la presión a toda cancha qeu realizan (una 1-2-2, creo) va rotando a los jugadores casi cada vez qeu se para el juego.

Una mezcla, podríamos decirlo así, del karate-press de Aito, el Run&Gun de los 80 y las estrambóticas ideas de los 200 puntos de Paul Westphal

Esta temporada su récord está en 140 puntos en un partido ganado.

PS: Gracias a ul por la información en el foro.

Hay artículos sobre este entrenador en varios diarios como el Washington Post, por ejemplo. Basta con bucear un poco en google.

EDIT: Gracias a Javier y Politron por la corrección. No es Paul Westphal (ideólogo del tiempo muerto en el 5º partido de las finales del 76) sino Paul Westhead el loco de los 200 puntos y que a punto estuvieron de meterselos los Spurs (109 al descanso).

Utopia

utopía o utopia.
(Del gr. οὐ, no, y τόπος, lugar: lugar que no existe).
1. f. Plan, proyecto, doctrina o sistema optimista que aparece como irrealizable en el momento de su formulación.

Intentar dar con el sistema de representación ideal no es fácil. Ni siquiera imposible. Es una utopia. Uno puede creer que lo qeu piensa será bueno y sacará a la luz lo que verdaderamente opinan los ciudadanos, pero bastará con qeu un partido político esté en contra para que como borregos, la práctica mayoría de los simpatizantes de tal partido estén en contra de él, lo cual, es lógico, todos tiramos para nuestro beneficio, sea este el propio o el colectivo.

Hay en el mundo gran cantidad de sistemas de representación electoral. Los países de ascendencia británica (como USA, excepto en Louisiana) suelen usar el “Winner takes all”, donde en cada distrito, el que más votos recibe se lleva todos los representantes de la circunscripción. Existe una variante usada en Francia y Australia, donde si no se llega al 50% en la primera ronda, se hace una segunda. Se usa en casi cincuenta estados (USA, UK, Francia, Australia y muchas antiguas colonias británicas). Tenemos los basados en divisores como la Ley d’Hondt (o d’Hont) o el método de Saint-Laguë, debidos ellos a matemáticos del mismo nombre. Aparte, existen gran cantidad de variantes sobre ellos (tamaños de circunscripción, mínimos de representación…) o los restos, la teoría más puramente matemática de todos y muchos otros sistemas más para cuando sólo se busca un ganador y no una representación (o cuando se permite dar votos “negativos”).

La idea de los métodos de divisiones (d’Hondt y Saint Laguë) es la de evitar qeu tras un reparto proporcional, los restos que sobran den lugar a dificultades de reparto. Son usados en gran parte de Europa. Los métodos de mayores restos, por contra, son poco usados (Sudáfrica), pero son los más matemáticamente legales.

Actualmente el qeu hay en España para elegir a los diputados es la ley d’Hondt aplicada sobre las distintas circunscripciones por separado, teniendo cada una un número de diputados preasignados. En los parlamentos regionales éste sistema es incluso más injusto, ya que a veces todas las provincias pueden tener el mismo número de representantes, independientemente de su población y territorio.

Un hombre un voto, decían los antiguos atenienses en el ágora. Eso ya no es así.

El mayor problema de todos los métodos radica en lo mismo. Hay nosecuántos escaños y hay que rellenarlos todos, no podemos dejar escaños vacíos. ¿Y por qué? ¿Que razón es esa que impide dejar huecos libres?

Mi teoría:

  • Circunscripción única
  • El valor de un escaño es el cociente entre el número de votos válidos (a partidos más blancos) y el número máximo de diputados
  • Se reparten los escaños a cada partido (tomando los votos en blanco como un partido) en base al valor de un escaño
  • Una vez hecho esto, no todos los escaños estarán repartidos, ya que hay “restos”, es decir, un partido consigue 10 escaños, pero tiene además 7000 votos que no le llegan para un escaño
  • Se otorga un escaño más a todos los partidos que tengan al menos dos tercios del valor del escaño. En este punto puede que ocurra qeu haya más escaños que al principio (y ésta es una de las paradojas de este reparto), pero no es ni seguro, ni mucho menos probable. Más teniendo en cuenta qeu jugamos con la existencia de los votos en blanco, que entrarían en el juego político aumentando el número de escaños para la mayoría pero no votando nunca a favor de nadie
  • Comparativa de distintos métodos.

    Sobre las elecciones de 2004 al Congreso de los Diputados, tenemos lo siguiente:

    Partido–Escaños–%escaños–%votos
    PSOE——164——46.8%—-42.64%

    PP——–148——42.3%—-37.64%

    IU———-5——1.43%—-4.96%

    CIU——–10——2.85%—-3.24%

    ERC———8——2.29%—-2.54%

    PNV———7——-2%—–1.63%

    CC———-3——0.86%—-0.86%

    BNG———2——0.57%—-0.8%

    PA———-0——0%——0.71%

    CHA———1—–0.286%—0.37%

    EA———-1—–0.286%—0.32%

    Na-Bai——1—–0.286%—0.24%

    Si utilizaramos la ley d’Hondt con circunscripción única:

    Partido–Escaños–%escaños–%votos
    PSOE——157——44.86%—-42.64%

    PP——–139——39.71%—-37.64%

    IU———18——5.14%—-4.96%

    CIU——–12——3.43%—-3.24%

    ERC———9——2.57%—-2.54%

    PNV———6——-1.71%—–1.63%

    CC———-3——0.86%—-0.86%

    BNG———2——0.57%—-0.8%

    PA———-2——0.57%——0.71%

    CHA———1—–0.286%—0.37%

    EA———-1—–0.286%—0.32%

    Na-Bai——0—–0%——0.24%

    Vemos que se parece más a la realidad, aunque sigue beneficiando a los partidos grande y los votos en blanco no tienen representacion

    Con mi propuesta:

    Partido–Escaños–%escaños–%votos
    PSOE——149——43.824%–42.64%

    PP——–132——38.824%–37.64%

    IU———17——5.00%—–4.96%

    CIU——–11——3.235%—-3.24%

    ERC———9——2.647%—-2.54%

    PNV———6——1.765%—-1.63%

    CC———-3——0.882%—-0.86%

    BNG———3——0.882%—-0.8%

    PA———-2——0.558%—-0.71%

    CHA———1—–0.294%—–0.37%

    EA———-1—–0.294%—–0.32%

    Na-Bai——1—–0.294%—–0.24%

    Blanco——5—–1.471%—–1.57%

    Los grandes siguen bajando en representación, acercándose a la verdadera representación debida a los votos. Los pequeños suben (Nafarroa Bai aparecería ya que tiene más de 2/3 de lo qeu en principio vale un escaño y no se han rellenado los 350). Los más beneficiados repecto a la actual son IU, qeu consigue qeu sus votos dispersos se aunen y el PA, qeu le pasa tres cuartos de lo mismo. Las mayores variaciones que se dan enter porcentaje de votos y de escaños corresponden a PNV y BNG con un 8 ó 9% más de representación de la qeu debieran, pero si les quitamos un escaños se quedarían más de ese 9% por debajo de la representación que debieran y de paso los partidos grandes tendrían una representación porcentual mayor. Estamos por tanto, ante el error mínimo del sistema.

    Todo ello sobre un parlamento de 340 escaños de los cuales 5 son debidos a los votos en blanco que hacen qeu a pesar de haber 335 diputados, se necesiten 170 para la mayoría en vez de 168.

    Para más info, la wikipedia, qeu la “Voting Theory” es algo bellísimo

    Y sí, he vuelto de vacaciones, ¿se nota? 😛